El sector MICE se da cita en la Sunset Party del CCIB

Un año más, la Banquet Hall y sus espectaculares vistas al Mediterráneo acogieron el afterwork más esperado de la temporada. La Sunset Party 2016 reunió en un ambiente distendido a más de 600 personas de empresas, DMCs, OPCs, agencias, entidades locales, empresas de servicios profesionales … y amigos. ¿Quieres ver el photocall?

Las características de la sala, uno de los espacios más singulares de Barcelona, con 1.665 m2 diáfanos y una envidiada terraza, permiten dar rienda suelta a la imaginación y asegurar la comodidad de los asistentes, que se lanzaron a explorar cada rincón.

Precisamente, como uno de los sueños más recurrentes de nuestros tiempos es vivir en un planeta más limpio, el leitmotiv del evento fue la sostenibilidad. Por este motivo, los organizadores se empeñaron en reutilizar materiales (reciclables en su mayoría) para la decoración, emplear ingredientes de proximidad en el F&B y, en general, apelar a los sentidos de los asistentes, la mejor manera de conectar de nuevo con la Madre Tierra.

La fiesta quiso contribuir a la defensa del medio ambiente

Sin renunciar al componente lúdico de la cita, en la medida de lo posible el CCIB puso el acento en su compromiso medioambiental y, de forma coherente, lo integró en la decoración y la propuesta gastronómica. Hubo experiencias sensoriales relacionadas con la naturaleza más pura (desde el germinar de las flores al paso de los asistentes mediante video-proyecciones, hasta la pantalla gigante con imágenes de cascadas y naturaleza) y decoración responsable (un enorme árbol de alushape y planta colgante natural presidió la sala, donde también había barras de palés y madera o moqueta reutilizada de eventos anteriores). El servicio de restauración también estuvo basado en productos de proximidad: vino de la cooperativa l’Olivera, judías del Ganxet, tomate de Montserrat, chuletón de Girona, calamares de Vilanova…

A su vez, se ideó un evento neutro en carbono, ya que el CCIB puso en marcha el cálculo de las emisiones CO2 que se generaron y que han sido compensadas en un proyecto ubicado en Brasil que sustituye la madera nativa procedente de la zona Amazónica por biomasa renovable utilizada en la industria de la cerámica.

Sin duda, con un despliegue sin precedentes, en su séptima edición la Sunset Party volvió a situar el listón cada vez más alto. Lo demuestran el photocall y las sonrisas de los asistentes.

Facebooktwittergoogle_pluslinkedinmailFacebooktwittergoogle_pluslinkedinmail


No hay comentarios

Añadir más